Sacedocio

La copa de la Ramera llena de abominaciones

En los últimos años, han cobrado relevancia los casos de Irlanda, Estados Unidos y
Alemania, en donde las autoridades locales han encontrado culpables a
sacerdotes acusados de pederastia.
Teniendo en cuenta la gravedad de estos delitos, en marzo del
2010, el papa Benedicto XVI emitió un mensaje a católicos de Irlanda, en el que
dijo compartir el sentimiento de traición al enterarse de esos “actos
pecaminosos y criminales”.
Benedicto XVI aclaró que el problema de abuso de menores no era específico de Irlanda ni de la iglesia, sin embargo,
dijo expresar su convicción de que para recuperarse de los crímenes, la iglesia
reconocerá, en primer lugar ante Dios y ante los demás, los graves pecados
cometidos contra niños indefensos.
“Ese reconocimiento, junto con un sincero pesar por el daño
causado a las víctimas y a sus familias, debe desembocar en un esfuerzo
conjunto para garantizar que en el futuro los niños estén protegidos de semejantes
delitos”, dijo el Papa a la gente de Irlanda a través de una Carta Pastoral,
ubicada en el portal web de la Santa Sede del Vaticano.

Aquí algunas cifras publicadas en el estudio “Causas y
Contexto del Abuso Sexual de Menores por sacerdotes Católicos, 1950-2010”
,
realizado por el Comité de Obispos para la Protección de Niños y Jóvenes de la
Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos.
-El 9.7% de los casos de abuso sexual comenzaron en los años
cincuenta.
-El 26.1% en los años sesenta.
-El 35.5% en los años setenta.
-El 22.6% en los años ochenta.
-El 6.2% empezaron entre 1990 y 2002. 
Según los datos disponibles, los sacerdotes ordenados en los
comienzos de los años setenta han sido más acusados de abuso sexual a
comparación de otros períodos.
De un total aproximado de 75 mil 694 sacerdotes,
3 mil 265 han sido acusados de abuso a menores (4.3 %). De ellos: 
-El 56 % ha tenido una sola acusación. 
-El 27 % dos o tres acusaciones. 
-El 14 % cuatro o nueve alegaciones. 
-El 3 % de ellos (149 sacerdotes) han sido los responsables
de casi 3 mil víctimas aproximadamente. 
El reporte supervisado por católicos laicos también señala
las deficiencias en la selección de los candidatos al sacerdocio y en la
educación de los seminarios. La investigación señala que la crisis del abuso
sexual de menores por sacerdotes es un problema localizado particularmente
mayor en un periodo histórico.
La mayoría de casos se presentaron en seminarios
sacerdotales, escuelas y orfanatos, donde niños y adolescentes estaban bajo el
cuidado de religiosos; a lo largo de la historia, el Evangelio era difundido
con mayor potencia en Europa occidental.
Los ideales “de santidad, caridad y sabiduría trascendente,
nacidos de la fe cristiana” se plasmaron en la construcción de iglesias y
monasterios, en la creación de escuelas, bibliotecas, hospitales, internados,
orfanatos, casas cuna, que contribuían a la “identidad espiritual”, informa una
Carta Pastoral del Papa Benedicto XVI.
Según las denuncias documentadas por autoridades civiles de
algunos países, han permitido que se hayan formado redes, asociaciones y
organizaciones que han motivado a antiguas víctimas a denunciar a sus agresores
y cuyo abuso se había presentado desde los años de 1950 a nivel global.

Los primeros casos denunciados de manera pública se presentaron por primera vez en Estados Unidos e Irlanda según el informe John Jay, primer presidente del Tribunal Supremo de Estados Unidos: En 50 años, hubo acusaciones contra 4 mil 392 sacerdotes estadounidenses.

Los primeros crímenes masivos

La Asociación de Sobrevivientes Irlandeses de Abusos a Niños (SOCA), desde el año 2000, han convocado un tribunal especial para investigar exhaustivamente a las órdenes religiosas de algunos países, en algunos casos remitiéndose a décadas atrás en donde se han cometido actos de los más crueles.

Según SOCA ha habido instituciones enjuiciadas y condenadas en cortes criminales y civiles, juzgadas por haber violentado e impuesto una doctrina a las sociedades, con una forma de “tortura de las más despiadadas en la historia humana” contando con el apoyo hasta de personajes políticos de su interés.
SOCA ha logrado documentar una serie de historias y relatos de daños emocionales, sexuales, intimidaciones, físicos y mentales cometidos por parte de sacerdotes y monjas, sufridos por menores en organizaciones e instituciones religiosas:
-En los años de 1870 en el país de Canadá, el gobierno canadiense y las Iglesias Cristianas entre ellas la Anglicana, Católica, Metodista y Presbiteriana, arrebataban a los niños nativos de sus padres para ser internados en escuelas residenciales. Las Iglesias se dedicaban a la destrucción de culturas americanas mediante las misiones, escuelas de reservas indígenas y el proselitismo en todas sus formas.
El objetivo del gobierno y de las Iglesias según la “Convención sobre el Genocidio en Canadá”, era “civilizar” a los nativos, y transformarlos en “europeos de piel oscura”.
Las Iglesias llevaron el trabajo de adoctrinamiento para el gobierno federal con el propósito de “asimilar” a los niños a la sociedad canadiense mediante la eliminación del contacto con sus familias, la prohibición de hablar sus lenguas natales y castigos crueles por practicar su espiritualidad y cultura.
Aunque muchos padres sabían de los crímenes cometidos en las escuelas cristianas, no se podían rehusar a entregar a sus hijos debido a que el no hacerlo implicaba duras penas criminales.
Habían diferencias entre como operaban las diferentes sectas cristianas, pero en todos los casos la prohibición de hablar la lengua nativa, la condena de la cultura nativa como “salvaje” y su espiritualidad como paganismo era algo constante en todos los centros de reclusión.
-Entre los años de 1940 en Canadá cerca de cien mil niños huérfanos eran utilizados para experimentos humanos en instituciones mentales, hoy se conocen como “Los Niños Huérfanos de Duplessis”. La historia comenzó con el mandato de Maurice Duplessis, Primer Ministro de Quebec, entre los años 1940 y 1950.
Los “Hijos de Duplessis” fueron huérfanos que entregados a orfelinatos bajo el cuidado de la iglesia católica por ser considerados “niños del pecado” nacidos fuera del matrimonio. A estos niños completamente sanos les eran diagnosticados como personas mentalmente incompetentes, clasificados como pacientes psicóticos.
En cooperación con la iglesia Católica, y el primer Ministro recababan fondos federales en beneficio de miles de niños, la mayoría de ellos habían quedado huérfanos a través del abandono por una madre soltera.
Algunos de estos niños sufrieron lobotomías, electrochoques, habituales camisas de fuerza y abusos sexuales a manos de los psiquiatras, sacerdotes, monjas y administradores de los centros.
-En Australia cerca de 500 mil pequeños conocidos como los “niños olvidados” fueron víctimas de malos tratos, abuso sexual y descuidos en los orfanatos públicos entre 1930 y 1970.
Tras la Segunda Guerra Mundial, los niños británicos eran trasladados a Australia bajo supervisión estatal, en algunos casos sin autorización de sus padres, otros provenían de contextos sociales desfavorables y en varios casos les hacían creer que sus progenitores habían muerto.
-En el siglo XIX en Irlanda más de 30 mil mujeres rechazadas por sus propias familias por ser víctimas de violación, y tenido hijos sin estar casadas eran consideradas un “peligro moral”, y por tal eran abandonadas a la misericordia de la Iglesia católica, en donde eran explotadas laboralmente, y trastornadas psicológicamente en las “Lavanderías de las Magdalenas”.
Las familias sufrían fuertes presiones para que recluyeran en instituciones a los hijos que hubieran manchado su buen nombre y a menudo los confiaban al cura del lugar. La Iglesia, por su parte, les animaba a que las sometieran a un encarcelamiento ilegal en las lavanderías de la Magdalena.
A las chicas, las despojaba de sus ropas y objetos personales, les cortaban el cabello y les cambiaban sus nombres de bautismo por nombres de santas católicas. Se les imponía un severo régimen de trabajo, de oración y de descanso, y las privaba de todo contacto con el mundo exterior: ni libros ni periódicos, ninguna relación con sus propias familias.
-En Irlanda más de cien mil niños fueron abusados sexualmente, explotados y asesinados en unas 250 escuelas industriales manejadas por la Iglesia católica, entre 1930 y los años 80. Evidenciaron que la Iglesia católica de ese país encubrió los hechos y que el gobierno no verificó lo que ocurría en escuelas, orfanatos, albergues y reformatorios, torturas y abusos cometidos por sacerdotes y religiosas de esa nación.
Según los informes, la Iglesia de Irlanda recibía dinero del gobierno para educarlos pero allí las menores eran víctimas de tocamientos, violaciones, hostigamiento y obligados a efectuar prácticas de sexo oral y a masturbar a religiosos, además de ser sometidos a golpizas rituales y jornadas de hambre.
-Niños robados por monjas en Casa cunas para venderlos en adopciones ilegales. En los años de 1960 en España aproximadamente 20 mil recién nacidos fueron vendidos por monjas, pertenecientes a la congregación de las Hijas de la Caridad.
En los años 60 el sanatorio San Ramón era una clínica privada, ubicada en Paseo de la Habana en Madrid, colaboraba con la Asociación Española para la Protección de la Adopción, cuyas oficinas se encontraban en el mismo edificio del Tribunal Tutelar de Menores de Madrid, constituida bajo el patrocinio del Consejo Superior de Protección de Menores y Cáritas Española.
En la misma clínica se hacía el papeleo con aquellas mujeres embarazadas que no podían hacerse cargo de su hijo y pudieran darlo en adopción. En otros casos familias que esperaban a sus bebés “con gran ilusión”, les informaba que habían fallecido por problemas de cardiopatías, malformaciones, entre otra. La clínica siempre insistía en hacerse cargo de las anotaciones registrales como del entierro.
Las monjas encargadas de los hospicios y médicos integraban las tramas de robo, venta y adopciones irregulares de niños. Según entrevistas de víctimas de la clínica por el Diario el País, los niños eran dados en adopción a padres de otros países EE UU, México, Guatemala, Venezuela que no podían tener hijos.
En el 2009 empezó a constituirse la plataforma de afectados de la clínica San Ramón, par a buscar sus orígenes, tras las irregularidades de su adopción.
-Aproximadamente 150 mil niños fueron robados durante la dictadura “Franquista” para forzar el catolicismo en una sociedad izquierdista en los años 1950 -1980 en España.
Según la Asociación para la Memoria Histórica siguen investigando los casos de los niños robados desde principios de la guerra civil y el franquismo en España. Calculan que fueron más de 150 mil niños desaparecidos en esa época, pero la cifra sigue en aumento.
Cuando una mujer iba a dar a luz, en extrañas circunstancias les informaban de una supuesta defunción del bebé, que no era acreditada físicamente, pero con ello consumaban la desaparición del recién nacido que después con una falsa identidad era tramitada y registrada en otro lugar.
Actualmente en España han creado la Plataforma de Niños Robados durante el franquismo para intervenir en cada caso con la justicia internacional e investigar los casos de desapariciones de menores durante la dictadura en España.
-En el 2010 la “Comisión Deetman” establecida por dos organizaciones católicas entre ellas la Conferencia de Obispos y la Conferencia Religiosa Holandesa, pusieron en marcha la investigación de abusos sexuales y castraciones forzadas que sufrieron entre 10 y 20 mil menores en la década de 1950 en centros psiquiátricos católicos. Según por su “comportamiento homosexual” o castigo por haber denunciado abusos cometidos por el ámbito eclesiástico.
-Representantes de la Iglesia Católica de Bélgica dieron a conocer en una rueda de prensa que en la década de 1960, 475 niños fueron víctimas de abuso sexual por parte del clero de ese lugar, incluían víctimas de hasta 2 años de edad, el delito cesaba cuando las víctimas llegaban a los 15 o 16 años.
Los abusos cometidos se llevaron a cabo en instituciones, escuelas, y sobre todo los internados católicos. Según los datos, aproximadamente 13 víctimas se suicidaron. La comisión dio a conocer que el período de limitación era un problema en el caso de abuso sexual porque las víctimas a menudo confiesan las violaciones cuando son adultos, años después del delito.
-Entre los años 1950 y 2002 en Estados Unidos, se han presentado aproximadamente 10 mil 667 niños abusados por 4 mil 392 sacerdotes.
-En E.U el arzobispo de Milwakee, Rembert G. Weakland, denunció los abusos cometidos del Padre Joseph Murphy quien trabajó durante 27 años en una escuela de niños sordos años en los que abusó sexualmente de los niños entre 1950 y 1974.
En el más grave de los casos de los años 50´algunas madres morían en el proceso de dar a luz por no poder resistir el dolor, pues eran consideradas penitentes que debían sufrir por su pecado, ser madre soltera era considerado una vergüenza. Los partos eran realizados por las monjas sin suturas, sin calmantes y sin antibióticos.
La tortura continuaba haciéndoles firmar a las madres un documento para que los niños fueran dados en adopción. Hasta la fecha se desconoce del paradero de algunos niños y de cuántos fueron arrebatados de sus madres.
Resumen de abusos cometidos por religiosos
-Abuso sexual, físico, psicológico y esclavitud.
-Tráfico de niños, adopciones ilegales y forzadas.
-Negocio corrupto. Grandes ganancias por cada niño recluido en instituciones, escuelas y orfanatos.
-Experimentos con niños: lobotomías y electrochoques.
-Destrucción de culturas: Canadá, Australia, Chile y Argentina
-Niños robados en casas cuna, hospitales, dando por muerto a los recién nacidos en los partos.
Algunos casos más actuales
Según algunas investigaciones y estudios dados a conocer por la Universidad de Salamanca, el Ministerio de Asuntos Sociales de España, algunas Iglesias, Ministerios Públicos del lugar, estudios de la “Junta Nacional de Revisión” en E.U, Arquidiócesis de los Ángeles; dan a conocer de algunos casos de sacerdotes enjuiciados y otros investigados por el crimen de pederastia cometidos en varios lugares, en algunos casos, le dan continuidad a lo sucedido en los años 50´.
Argentina: La Iglesia de Argentina entre 2004 y 2009 hizo público al menos cuatro sacerdotes condenados por abuso de menores.
-El sacerdote Luis Sierra, condenado en 2004 a ocho años de prisión por abusar de tres monaguillos que asistían como alumnos a un colegio religioso de nombre “Claypole” donde él enseñaba.
-El sacerdote Mario Napoleón Sasso, condenado a 17 años de prisión en el 2007 porque consideró que había abusado sexualmente de un grupo de niñas de entre 11 y 14 años.
-El monseñor Edgardo Storni, ex arzobispo de la provincia de Santa Fe, condenado a ocho años de prisión a finales del 2009 por abusar sexualmente a un seminarista en 1992.
Chile:
-El sacerdote José Andrés Aguirre Ovalle, mejor conocido como el “Cura Tato”, fue condenado a 12 años de cárcel en el 2003 por autor de violación, abusos deshonestos reiterados y estupro contra nueve jóvenes entre 1998 y 2002.
-En enero del 2010 el sacerdote Ricardo Alberto Muñoz Quintero, fue acusado por el Ministerio Público del lugar por explotar sexualmente y de manera reiterada a 5 adolescentes, además de abusar sexualmente de una de sus dos hijas, también está acusado de producir material pornográfico infantil, obtenido de los mismos ilícitos.
Colombia:
-En el 2010 fue capturado un clérigo que recibió una condena de 18 años y 4 meses por violar a dos niños de siete y nueve años en el Tolima. El clérigo había huido de la justicia por casi tres años.36 37 En julio de ese mismo año capturaron un sacerdote llamado William de Jesús Mazo Pérez, quien violó al menos tres menores de edad al oriente de Cali.
España:
Una investigación realizada en 1995 por el catedrático de la Universidad de Salamanca Félix López Sánchez y publicada por el Ministerio de Asuntos Sociales de España, dio a
En un estudio publicado en 1995 sobre el comportamiento sexual del clero en España, dio a conocer estadísticas en las que constan pruebas del historial sexual de casi 400 sacerdotes actualmente en activo, se documentó que entre los sacerdotes en activo, un 7% comete abusos sexuales graves con menores.
Estados Unidos:
-Según un estudio de la “Junta Nacional de Revisión” en E.U. un total de 4 mil 392 sacerdotes fueron acusados del abuso sexual de 10 mil 667 menores entre 1950 y 2002.
De ese total, aproximadamente 6 mil 700 casos presentaron suficientes pruebas, otros 3 mil 300 no fueron investigados porque los sacerdotes ya habían fallecido y otros mil no presentaron pruebas fiables para justificar una investigación, según un comunicado divulgado por la diócesis de Yakima, en el estado de Washington.
-De más de 5 mil sacerdotes que sirvieron en la Arquidiócesis de Los Ángeles entre 1930 y 2003, 113 fueron acusados de abuso, según el Informe Oficial del Pueblo de Dios de la Arquidiócesis de Los Ángeles, publicado en febrero de 2004.
Del total de sacerdotes acusados 43 ya murieron, 54 ya no son sacerdotes y 16 permanecen en el ministerio. En 12 casos no se encontraron pruebas suficientes para declarar abuso y sólo cuatro han sido suspendidos y enfrentan juicios.
México:
-En este país cobra importancia particular el caso de Marcial Maciel, fundador de la Legión de Cristo. Maciel, fallecido en 2008, entre acusaciones de abuso sexual contra varios seminaristas y niños y la exigencia por parte de las víctimas de que pidiera perdón.
En 1997 nueve ex legionarios denunciaron abusos sexuales por parte de Maciel. Las acusaciones en contra de Maciel fueron negadas durante años por parte de la Legión de Cristo, que finalmente hoy día ya han sido reconocidos los crímenes del fundador.
– En 2010, la Red de Sobrevivientes de Abuso Sexual por Sacerdotes (SNAP), dio a conocer una lista de 65 sacerdotes acusados en Estados Unidos de abuso sexual. Dichos sacerdotes se encuentran en varias diócesis de México, algunos de ellos en activo.
-El sacerdote Nicolás Aguilar, procesado en Tehuacán (Puebla) por abuso sexual contra por lo menos sesenta niños.
Irlanda:
-En octubre de 2005 una investigación del Gobierno irlandés en una Diócesis del condado de Wexford revela más de cien casos de abuso sexual a menores por parte de miembros de la Iglesia Católica. El informe contaba con más de 271 páginas de extensión en las que se hacían alegaciones contra 21 sacerdotes que habían estado trabajando desde 1966 y 2002.
-El 20 de mayo de 2009 la Comisión Investigadora de Abusos de los Niños en Irlanda dio a conocer que reúne, tras casi 10 años de investigación, más de 2 mil testimonios que relatan abusos físicos y sexuales por parte de responsables de internados controlados por órdenes religiosas católicas. Que abarca más de 35 mil niños en un período de 86 años de 1914 a 2000.
-El sacerdote irlandés Brendan Smyth, acusado de cometer delitos de abuso a menores de edad en su país.
Pagos por indemnización de Iglesias y gobiernos en diferentes países
Según una recopilación del Ministerio Creciendo en Gracia, y de algunas de Arquidiócesis de lugares como: Arizona, Washington, Iowa y Oregón, quienes han tenido que declararse en bancarrota por las indemnizaciones a víctimas de religiosos.
-$99 mil dólares. Compensación por Lesiones Criminales en Escocia. Pagos oficiales a 18 ex-residentes de orfanatos dirigidos por la Congregación de las Hermanas Pobres de Nazarét durante los años 1960-1980. Estos niños fueron víctimas de múltiples abusos físicos, sexuales y morales, como el de comer su propio vómito.
-En el 2008 el gobierno canadiense pagó 2 mil millones de dólares, la Iglesia Católica de Canadá participó con 79 millones. Pago a víctimas del sacerdote Charles Sylvestre quien según su propia confesión pública dijo haber violado a más de 47 adolescentes.
-En Irlanda las religiosas “Hermanas de la Misericordia” pagaron una compensación de $240 millones de dólares, por indemnización a niños que sufrieron abusos sexuales, físicos y emocionales en internados y otras instituciones católicas dirigidas por esta orden.
-En Irlanda la orden religiosa de los “Hermanos Cristianos”, paga $240 millones de dólares, por compensación a sus numerosas víctimas de abusos en reformatorios e instituciones irlandesas.
-En gobierno Irlandes negoció para obtener inmunidad en denuncias por abusos a cambio de $127 millones de Euros en metálico y en bienes inmuebles.
-En Irlanda, un alto Tribunal obliga al Estado a pagar indemnizaciones a 3 víctimas del orfanato “San José” en Dublin.
-Diócesis de Convington, Kentucky pagó compensación a más de 70 víctimas de abuso sexual por sacerdotes y por más de 50 años de encubrimiento de estos abusos por parte de la misma Diócesis en E.U.
-Diócesis de Delaware, en E.U. busca apoyo de compañías de seguros y otras parroquias para pagar 75 mil dólares a cada una de las 151 víctimas de abuso sexual por un total de $11.3 billones de dólares.
-Arquidiócesis de Los Ángeles paga $660 millones de dólares a 508 víctimas de abusos sexuales por sacerdotes.
– Diócesis de Oakland aceptó pagar $56 millones de dólares a 56 víctimas de acoso sexual por parte de párrocos católicos.
– Diócesis de Pensylvannia paga $3 millones de dólares por compensación a víctima de abuso sexual cuando era niño por parte de sacerdote católico.
Ante lo sucedido en todos los países del mundo la organización Católicas por el Derecho a Decidir manifiestan que la disculpa pública y el reconocimiento de los actos cometidos contra menores de edad son declaraciones “débiles e insuficientes” ante el deber que tiene la institución católica de “reparar las injusticias del pasado” y establecer las medidas y acciones concretas necesarias para superar esta problemática.
Asimismo, María Consuelo Mejía de Católicas por el Derecho a Decidir expresó “su decepción y preocupación por la falta de interés real del alto clero católico para enfrentar las consecuencias éticas, sociales y penales de los delitos atroces cometidos contra menores, al amparo de la institución religiosa, al no proponer medidas eficaces para combatir esta situación”.

Sotanas y escobas en descontrol

 Sacerdotes de diferentes iglesias se pelearon a escobazos en Belén

BELEN.– Donde nació el hijo de Dios, en la Basílica de la Natividad en Belén, un centenar de “hombres de fe” se pelean a golpes de escoba.


Son clérigos y rivales también. Unos de la Iglesia Ortodoxa griega y los otros de la Apostólica armenia. Cada grupo administra una parte del templo y como suele ocurrir cada año, en el momento de limpiar, siempre hay un díscolo que entra en la zona que no le corresponde, lo que hace aflorar las tensiones, informa euronews.com.
La Policía palestina tuvo que intervenir para que la sangre no llegara al rio. Al final las autoridades decidieron no detener a ninguno de ellos por tratarse de religiosos.

Delirios Papales: Benedicto XVI aseguró que la pedofilia no es tan mala… era vista normal en su juventud clerical

Víctimas de abusos sexuales del clero han
reaccionado con furia a la declaración del papa Benedicto XVI ayer
diciendo que la pedofilia no estaba considerada un “mal absoluto” hasta
tan recientemente como 1970.

En su discurso navideño tradicional ayer a los cardinales y oficiales
que trabajan en Roma, el papa Benedicto XVI alegó que la pornografía
infantil estaba aumentando su consideración de “normal” por la sociedad.

En los 70, la pedofilia se entendía como algo completamente en
conformidad con el hombre e incluso con los niños
“, dijo el papa.



Se mantenía, incluso dentro del ámbito de la teología católica, que no
hay tal cosa como el mal en sí mismo o el bien en sí mismo. Hay sólo un
“mejor que” o un “peor que”. Nada es malo o bueno en sí mismo”.

El papa dijo que las revelaciones del abuso en 2010 alcanzaron una
dimensión inimaginable” que ha traído consigo “humillación” a la
Iglesia.

Preguntándose cómo el abuso se extendió dentro de la Iglesia,
el pontífice hizo un llamamiento a los clérigos para “reparar tanto como
sea posible las injusticias que han ocurrido
” y ayudar a las víctimas a
curar por medio de una mejor presentación del mensaje cristiano.

No podemos quedar silentes en el contexto de los tiempos en que estos
eventos han venido a la luz
“, dijo, citando el crecimiento de la
pornografía infantil “que parece, de alguna manera, ser considerada más y
más normal por la sociedad
“, dijo.

Pero una víctima indignada ante estas declaraciones, Andrew Maddren de
Dublin, insistió en que el abuso infantil no estaba considerado normal
en la compañía en el que él estaba.

El Sr. Madden acusa al papa de no saber que la pornografía infantil
trata de imágenes de niños siendo abusados sexualmente y debería ser
nombrado de ese modo.

Madden dijo; “Esto no es normal. No sé en qué compañía ha estado el papa en los últimos 50 años“.

El papa Benedicto también dijo que el turismo sexual en el Tercer Mundo estaba “amenazando a una generación entera“.

Víctimas de abuso muy enfadadas la pasada noche dijeron que cuando los
representantes oficiales de la Iglesia habían culpado al liberalismo de
los años 60 por los escándalos sexuales de abusos en la Iglesia y de
catástrofes de encubrimiento, el papa Benedicto XVI sale ahora con una
nueva teoría culpando a los años 70.

Los católicos deberían estar avergonzados de escuchar a su papa hablar
una y otra vez sobre los abusos mientras hace poco o nada para frenarlos
y desenmascar esta crisis horrenda
“, dijo Barbara Blaine, cabeza de
SNAP, Red de Supervivientes de Abusados por Sacerdotes.

Es fundamentalmente perturbador observar a un hombre brillante ofrecer
un diagnóstico tan conveniente para la Iglesia a una escándalo tan
horroroso
” dijo.

El papa insiste en hablar acerca de un vagocontexto más amplio” que,
supuestamente, él no puede controlar, mientras ignora el claro “amplio
contexto
” en el que él sí tiene influencia: esto es, la cultura insana y
que perdura de una jerarquía eclesiástica de sólo hombres, rígida,
secreta y obsesionada con la auto-preservación a toda costa. Este es el
‘contexto’ que importa.

La última controversia llega cuando la revista alemana Der Spiegel
continúa investigando el papel del papa al permitir a un ya conocido
sacerdote pedófilo trabajar con niños a comienzos de los años 80.

Demandan al Vaticano ante la Corte Penal Internacional por pedofilia

Una portavoz de la Fiscalía de la CPI, con sede en La Haya, no pudo
confirmar inicialmente la recepción de esa demanda, presentada por
miembros de SNAP de Alemania, Bélgica, Holanda y Estados Unidos.

Una organización de apoyo a víctimas de abusos sexuales de sacerdotes
denunció este martes al Vaticano ante la Fiscalía de la Corte Penal
Internacional (CPI) por cargos de lesa humanidad.
La Red de Supervivientes de Personas Abusadas por Sacerdotes (SNAP)
presentó la demanda al considerar que funcionarios del Vaticano
participaron en el “encubrimiento generalizado y sistemático de
violaciones y crímenes sexuales” contra niños en todo el mundo, según
apunta en un comunicado.
Una portavoz de la Fiscalía de la CPI, con sede en La Haya, no pudo
confirmar inicialmente la recepción de esa demanda, presentada por
miembros de SNAP de Alemania, Bélgica, Holanda y Estados Unidos.
“Los crímenes cometidos contra decenas de millares de
víctimas, la mayoría de ellas niños, siguen siendo ocultados por
funcionarios del más alto nivel en el Vaticano”
, señaló en la nota la abogada Pamela Spees, del Centro de Derechos Constitucionales (CCR, una ONG jurÍdica estadounidense).
Por ello, Spees dijo que a los responsables “se les ha de enjuiciar
de la misma manera como se hace con cualquier otro funcionario culpable
de crímenes de lesa humanidad”.
Por su parte, la presidenta de SNAP, Barbara Blaine, señaló que las
víctimas se están “movilizando en todo el planeta” , por lo que invitan a
otras personas en situación similar “a que se unan a nuestra acción”.
Según la organización de víctimas, la jurisdicción de la CPI
establece la violación, la agresión sexual violenta y la tortura como
crímenes de lesa humanidad.
Por ello, pide que se investigue al Vaticano por la presunta
responsabilidad individual de algunos de sus funcionarios que tenían a
su cargo a los autores directos ” de los delitos sexuales.
Sería “la primera vez que un tribunal internacional declara
su jurisdicción sobre el Vaticano por delitos cometidos por sus
representantes en todo el mundo”,
indica la organización.
SNAP, una entidad creada hace 23 años en EEUU y con casi 10.000
miembros, señala que las propias autoridades eclesiásticas de ese país
han reconocido que casi 6.000 sacerdotes han sido acusados públicamente
de abusar sexualmente de niños durante las últimas décadas, y que se
calcula que ha habido 100.000 vÍctimas menores de edad solo en Estados
Unidos.
La organización anunció también el inicio hoy de una gira europea que
pasará sucesivamente por Amsterdam, Bruselas, Berlín, París, Viena,
Londres, Dublín, Varsovia, Madrid y, finalmente, Roma, donde el próximo
día 20 tiene previsto un acto ante las puertas del Vaticano.

Crisis religiosa: ¿Se muere la Iglesia o cae Babilonia?

NUEVA YORKEstados Unidos (El Mundo, La Razón/ ACPress.net)
Se acaba de publicar el informe ARIS, con entrevistas a 54.000
norteamericanos
, y el resultado es claro: las iglesias de teología
liberal se mueren. Por ejemplo, la iglesia de Obama, a favor del aborto y
el matrimonio homosexual, baja en un 46 por ciento su membresía. En
conjunto, las iglesias de teología liberal de EEUU pierden un tercio de
sus parroquianos
, mientras que la católica también disminuye y las
conservadoras evangélicas crecen
.

Uno de las características de
la sociedad norteamericana que más choca a los europeos es la presencia
de la religión en la vida pública, especialmente en la política. Sin
embargo, de acuerdo con un estudio publicado este lunes, EEUU se están
convirtiendo en un país menos religioso, o al menos, donde sus iglesias
tradicionales van a tener menor influencia.

El macroestudio,
realizado por el Trinity College de la Universidad de Hartford, es
considerado como el más completo sobre hábitos y creencias religiosas,
pues en el censo oficial no existen preguntas sobre religión. En la
encuesta participaron 54.000 personas, y los cambios que en ella se
registran son mayores de lo esperado.

CIFRAS GLOBALES
Al presente, los cristianos constituyen el 76% de todos los adultos
estadounidenses, en comparación con el 77% en el 2001 y alrededor del
86% en 1990
.

En cuanto a las minorías judía y musulmana, destaca
que los judíos han bajado del 1,8% de la población, al 1,2%, mientras
que los musulmanes se han doblado -eran el 0,3%, y ahora son el 0,6%. No
obstante, los expertos consideran que ambos grupos están
infrarrepresentados. En cuanto al número de los mormones permaneció
estable en 1,4% de la población. 

En cambio, el número de
personas que no se consideran parte de ninguna iglesia, se ha doblado, y
ya suman el 15% de la población
. Así pues, son el tercer grupo más
numeroso después de los bautistas y los cristianos.

Más que
nunca antes, la gente simplemente está construyendo su propia historia
sobre quién es… Dicen yo creo en mí mismo
“, declara Barry Koshim, uno
de los autores del estudio. Así pues, concluye que la amenaza a las
iglesias cristianas no lo constituyen otras religiones, sino el rechazo
de cualquier religión institucionalizada, y su substitución por un
espiritualismo individualista.

Otra de las conclusiones del
estudio es que todas las regiones del país se han vuelto más diversas
desde el punto de vista religioso, probablemente debido a los procesos
de migración interna. “La religión en los EEUU es plural, y
probablemente aún lo será más. Es curioso porque tendemos a pensar en la
religión como algo estable… pero hay muchos más cambios de los
previstos
“, afirma John Green, profesor especializado en el estudio de
las religiones de la Universidad de Akron (Ohio).

DESCENSO DE LOS CRISTIANOS EN GENERAL
En
comparación con los resultados de este mismo estudio realizado en 1990,
el porcentaje de ciudadanos que se declara cristiano, sea cual sea su
denominación, se ha reducido un 11%, situándose en el 76%
. A pesar de
que el país tiene hoy 50 millones de habitantes más, prácticamente todas
las iglesias cristianas han perdido fieles.

Los investigadores dijeron que la disminución en las filas de los grupos evangélicos tradicionales
-en general también más liberales, con excepciones-, como metodistas,
luteranos y episcopales, explica en gran medida el cambio. Durante los
últimos siete años, los evangélicos o protestantes tradicionales pasaron
de ser el 17% al 12,9% del total de la población.

En concreto
el estudio muestra que la Iglesia Episcopaliana ha perdido casi la
tercera parte de sus feligreses
(un 30 por ciento) en 7 años (del 2001
al 2008) y que la United Church of Christ (UCC), en la que se bautizó
Barack Obama, ha perdido aún más, un 46,6% de sus miembros, en este
mismo periodo.

En cambio, los cristianos evangélicos “nacidos de
nuevo” (“born again”), de teología y moral conservadora tienden al alza
y representan cerca del 20% de la ciudadanía. Es más, los cristianos
evangélicos “nacidos de nuevo” representan el 34% de todos los adultos
estadounidenses y el 45% de todos los cristianos, de acuerdo a la
encuesta.

En cambio el porcentaje de pentecostales se mantuvo
estable desde 1990 en un 3,5%, un resultado sorprendente considerando la
acentuada expansión de ese movimiento en el mundo.

UCC: LA IGLESIA DE OBAMA
Según
el informe «Clergy Voices 2008», en la United Church of Christ (UCC) el
79 por ciento de sus pastores cree que el aborto debe ser legal siempre
o casi siempre
(como de hecho sucede en EEUU), y el 83 por ciento de
ellos está a favor de entregar niños en adopción a parejas homosexuales
.
Cuando Obama afirma que es «cristiano» se refiere a esta iglesia que en
el 2001 contaba con 1,3 millones de feligreses y que en el 2008 ya sólo
con 736.000. 

Fruto de ello es que la UCC, nacida en 1957,
cuenta en Dallas con una «catedral» dirigida especialmente a personas
que aceptan las relaciones homosexuales, con unos 3.500 fieles. No todas
las iglesias de la UCC son iguales, ya que esta denominación permite
que cada parroquia tenga su propia doctrina sobre cualquier tema, pero
en el 2005 su Asamblea General recomendó que todos sus grupos locales
admitiesen el matrimonio del mismo sexo porque “bíblica y teológicamente
no hay justificación» para no celebrarlo en la iglesia ni en la vida
civil”.

Los unitaristas de Puerto Rico no aceptaron esta propuesta ni siquiera como recomendación, y se separaron de la UCC en el 2006.

LOS EPISCOPALIANOS O ANGLICANOS DE EEUU
En
el 2000 los episcopalianos (anglicanos de EE UU) aceptaron las
relaciones sexuales fuera del matrimonio, incluyendo las prácticas
homosexuales
. En el 2003 se ordenó obispo a Gene Robinson, un hombre que
se divorció de la mujer con la que tuvo dos hijos para marcharse a
vivir con su pareja homosexual. En el 2006 la iglesia episcopaliana se
declaraba militante a favor del matrimonio gay. En el 2008 casi todos
sus obispos californianos (excepto el de San Joaquín, que acabaría
marchándose) se opusieron a la gran alianza religiosa que se produjo en
California en defensa del matrimonio heterosexual. 

Como
resultado de todo ello los episcopalianos vieron el año pasado cómo
cuatro grandes diócesis enteras (San Joaquín, Pittsburgh, Quincy y Fort
Worth) se marchaban, hartas de la teología liberal, para fundar su
propia Iglesia Anglicana de Norteamérica.

LA TEOLOGÍA LIBERAL


La
aprobación de matrimonios homosexuales o la defensa del aborto libre no
es tanto un problema exclusivamente moral, sino que va unido a una
teología liberal de fondo, que admite que Jesús no era realmente Dios,
que no nació de una mujer virgen, o que no llegó a realizar auténticos
milagros o a resucitar físicamente de forma real; es decir, elimina todo
lo sobrenatural de la fe y la Biblia, relegándolo a la condición de
mitos, tradiciones o supersticiones.

Todo ello surge, en el
fondo, del principio de ver la Biblia como un libro que “contiene” la
Palabra de Dios, pero que no es la Palabra inspirada de Dios, eligiendo
lo que se considera como importante o secundario de una forma subjetiva.

Esta teología, que lleva a un relativismo cada vez mayor, va
unido también a un encuentro religioso ecuménico abierto, ya que el
relativismo permite amoldarse a cualquier corriente de pensamiento y
teología siempre que permita o consienta la teología liberal.

ESCÁNDALOS SEXUALES AFECTAN A LA IGLESIA CATÓLICA

La
iglesia Católica de EEUU también decrece, pero en su caso mantiene un
25% de la población en sus filas frente al 26% en 1990; aunque esto se
debe a que la mayoría de sus fieles se corresponden con las decenas de
millones de inmigrantes llegados desde Latinoamérica, donde hay un alto
porcentaje de católicos.

Según los autores del estudio, esta
cifra refleja en realidad un claro descenso de los católicos de EEUU y
se explica por los escándalos por abusos sexuales cometidos por
sacerdotes que han salido a la luz durante los últimos años

Para
que se hagan una idea, la Iglesia Católica estadounidense pagó 436
millones de dólares en el 2008 por casos de abusos sexuales en los que
estaban involucrados miembros del clero, indica un informe oficial
eclesiástico divulgado esta semana. Esta enorme suma fue pagada en
acuerdo con las víctimas, según el informe, que señala que la Iglesia
Católica está aplicando una guía de normas para proteger a los niños.

El
informe señala que el año pasado se presentaron 803 nuevas denuncias de
abusos, más de la mitad de las cuales corresponden a niños, contra 692
en el 2007. Más de la mitad de las nuevas denuncias corresponden a casos
de abusos sexuales, que los denunciantes sitúan entre 1960 y 1974.
Muchos de los supuestos abusadores murieron o ya no ejercen sus
ministerios religiosos.

Dos tercios de las víctimas eran varones
y más de la mitad tenían menos de 18 años cuando se produjeron los
abusos. Más de una de cada cinco víctimas tenía menos de 10 años cuando
fueron abusadas.

La Red de Sobrevivientes de Abusos de
Sacerdotes (SNAP por sus siglas en inglés) acusa al informe de enfocarse
en las víctimas de los abusos pero no destaca a “los obispos que
ocultaron información crucial sobre los pedófilos en la Iglesia
(Católica) que bien pudo haber impedido futuros traumas en la infancia.
Prácticamente ningún obispo se hizo responsable de haber ocultado a los
agresores”, dice Barbara Dorris, funcionaria de la SNAP.

El manual jesuita para detectar y enfrentar pedofilia y abusos sexuales

Documento aborda el tema desde el punto de vista sicológico, revela la manera de enfrentarlo, descarta el celibato o la homosexualidad como causa y advierte que uno de cada 8 menores es abusado antes de cumplir los 16 años.

“Me ha parecido necesario rehacer el antiguo documento, incorporando una descripción actualizada del trastorno psicosexual de la pedofilia y otros tipos de abuso de poder, así como ofrecer un cuadro resumen de la legislación chilena sobre esta materia. Lo más importante, sin embargo, está en volver a impulsar un protocolo que recoge las normas y procedimientos que tanto jesuitas como otras personas de nuestras obras deben observar. Buscamos, por una parte, promover un ambiente formativo sano y seguro para nuestros niños y niñas y, por la otra, regular el modo de proceder en el caso que existan sospechas o denuncias”.
Así comienza la carta el sacerdote jesuita y provincial de la Orden en Chile, Eugenio Valenzuela, que pone en conocimiento de los “padres superiores” y los “jefes de obra y movimientos” de la existencia de un nuevo documento, un verdadero manual, para enfrentar la pedofilia y los abusos sexuales.
Mientras El Vaticano hacía su protocolo y la Iglesia de El Bosque se desangraba por las denuncias contra su líder espiritual, Fernando Karadima, los jesuitas trabajaban afanosamente en la actualización de un antiguo documento denominado “Normas y procedimientos de la Compañía de Jesús en Chile para el cuidado de un ambiente formativo sano con niños y niñas y la prevención de abusos sexuales”.
Para Valenzuela, dada la experiencia de los últimos años, el momento requería contar con un “procedimiento que impulse la transparencia y un actuar eficaz y rápido” frente al problema.
La idea era que el documento fuera difundido, a partir de 2011, en todos los lugares donde los jesuitas estuvieran presentes. “Le pido a cada superior de comunidad que promueva una reunión de comunidad que ayude a los jesuitas a conocer y apropiarse de este documento. Así también, le solicito a cada jefe de obra que procure que se observen todas las normas de prevención, incluyendo un taller formativo para todos aquellos que, de una u otra manera, tengan acceso o contacto con menores de edad. También les pido la adecuada publicidad de estas normas en nuestras obras”, señaló Valenzuela.
Para facilitar y hacer las denuncias expeditas y eficaces, señala el instructivo, en cada obra jesuita debía operar uno o dos delegados del provincial (laico o laica) quienes deben velar por recepcionarlas, comunicárselas al jesuita delegado del provincial en este ámbito (el Padre Ismael Aracena), velar por el cumplimiento del protocolo y, dar cuenta al provincial del cumplimiento
de estas normas.
“Con este documento nos unimos a los esfuerzos que toda la Iglesia está realizando para evitar los males que provienen de las faltas graves que algunos de nuestros ministros han cometido en contra de menores. No está demás insistir en la responsabilidad que nos cabe a todos nosotros en procurar ambientes formativos respetuosos y sanos, así en como ofrecer toda la transparencia que sea posible. También de que en el caso de que se cometan abusos o se denuncien abusos cometidos en el pasado debemos velar por que se haga justicia con verdad y transparencia, y se tenga especial cuidado y atención a las víctimas”, finalizó Valenzuela.
Así, se actualizó el viejo manual con la colaboración de expertos y se confeccionó uno nuevo, dividido en tres capítulos, abordando el primero el problema de la pedofilia “desde una perspectiva psicológica para alcanzar una comprensión más amplia de este fenómeno que nos ayude a prevenirlo y detectarlo precozmente”. El capítulo segundo ofrece un cuadro resumen de la ley chilena. Finalmente, el tercer capítulo establece normas de procedimiento propias para el trabajo de jesuitas y funcionarios de obras de la Compañía con menores.
A continuación, una reproducción casi textual y completa de los capítulos 1 y 3.

CONCEPTOS Y CAUSAS

“El abuso sexual de menores ocurre cuando un adulto recurre a la seducción, el chantaje, las amenazas, la manipulación psicológica y/o el uso de fuerza física para involucrar a un niño o una niña en actividades sexuales o erotizadas de cualquier índole” comienza el documento.
Luego agrega -citando a Echeburúa y De Corral (2006) & Fagan et al. (2002)- que se estima que uno de cada 8 niños es abusado sexualmente antes de llegar a los 16 años, y que aproximadamente entre un 17% y un 25% de niñas y entre un 12% a un 15% de niños serán abusados en algún momento de su vida. En el 90% de los casos, el abusador es un hombre y un 80% de los abusos son cometidos por personas cercanas a la víctima.
“La pedofilia se define como un trastorno psiquiátrico caracterizado por un interés sexual persistente hacia niños prepúberes, que se ve reflejado en fantasías sexuales, deseos, pensamientos y/o conductas. El objeto de la atracción, el deseo y/o la práctica sexual se dirige hacia un niño o niña menor de 13 años.
Se habla de trastorno porque se altera el objeto sexual propio de un adulto, que debiera ser otro adulto; y porque no permite una actividad sexual afectiva recíproca. Un individuo, para poder ser diagnosticado con este trastorno, debe tener 16 años o más y debe ser al menos 5 años mayor que la víctima.
Se estima que la prevalencia poblacional de este trastorno es de un 5%, y que es mucho más común en hombres que en mujeres. Algunos investigadores sugieren distinguir pedofilia de hebefilia para referirse a aquellas personas que presentan un interés sexual hacia adolescentes. En el ICD-107, considerando que existe esta discusión en la comunidad psiquiátrica, se incluye en el criterio
diagnóstico de la pedofilia el interés en niños prepúberes, púberes y aquellos que están en el período de adolescencia temprana. Cabe señalar, sin embargo, que se estima que un 50% de personas con pedofilia no llegan a abusar de niños y que entre un 40% y 50% de los casos de abuso sexual en niños no son cometidos por personas con pedofilia. Contrario a muchas creencias, algunos pedófilos no abusan de niños y viven sus síntomas con mucha angustia”, sintetiza.
Y agrega: “En la entrevista, la mayoría de las personas con pedofilia señala sentir afecto y cariño hacia los niños y pocos explicitan o señalan ver a los niños como objetos de gratificación sexual. Son estos sentimientos los que pueden explicar la baja percepción que existe de los pedófilos respecto de las consecuencias de su conducta en los niños. De hecho, algunos autores definen la pedofilia como una alteración distorsionada en las relaciones amorosas.
La pedofilia implica una relación abusiva de poder. En general, se señala que pedófilos se acercan a niños que son percibidos como vulnerables (por ejemplo, niños cuyos padres se han separado recientemente, que parecen necesitados de atención y afecto). Es común que inicialmente les ofrezcan regalos, atención u otras formas de manifestaciones de afecto. Una vez iniciado el contacto
sexual con el niño, los pedófilos usan su autoridad para aislar al niño y evitar que relate la situación a otros adultos. Es común también que pedófilos tengan además una relación cercana con la familia del niño, lo cual facilita el acercamiento a las víctimas. El niño o la niña pueden interpretar como afecto las expresiones de acercamiento sexual, aún cuando también lo vivan con ambivalencia y culpa. De todas maneras es importante señalar que los niños no tienen la capacidad para discriminar las intenciones del adulto y sus consecuencias, pero que los programas de prevención en los cuales se les enseña al niño a reconocer estas conductas y a reportarlas de manera temprana, han sido exitosos en la prevención del abuso”.
Respecto al celibato, en tela de juicio por los abusos cometidos por sacerdotes, el Manual señala taxativamente que “ningún trastorno sexual es causado por él” puesto que “la orientación y las preferencias sexuales se estructuran junto con el desarrollo de la personalidad”. Y argumenta: “De hecho se estima que, si bien en la mayoría de los casos, pedófilos hombres que abusan de niños
se encuentran entre los 40 y los 60 años, hay estudios que indican que la atracción hacia niños se manifiesta temprano, durante la adolescencia, lo que sugiere que es un trastorno de inicio temprano en la vida. Este trastorno se encuentra en el individuo antes de la elección voluntaria del celibato. Otra cosa es que una persona con dificultades en su sexualidad o en su afectividad (por ejemplo, su autoestima e identidad sexual) se refugie en el sacerdocio o la vida religiosa y termine incurriendo en abusos sexuales. Tampoco existen estadísticas que sugieran que el porcentaje de pedófilos es más alto entre sacerdotes y religiosos que entre laicos. Por otro lado, si bien se señala que personas con pedofilia tienen dificultades para establecer relaciones interpersonales cercanas, se estima que al menos un 50% de ellos se casará en algún momento de su vida”.
La misma opinión se tiene respecto a la homosexualidad descartando cualquier relación entre ésta y la pedofilia, argumentando que “un porcentaje mayor de hombres que abusan sexualmente
de niños se declaran heterosexuales.
“Un acto de pedofilia, además de ser un trastorno de la conducta sexual, constituye un acto criminal (sancionado por la ley civil y la ley eclesiástica) y un acto inmoral (se hace mal a una persona), cuya gravedad consiste en el abuso de poder (del adulto sobre el menor), dada la asimetría física y psicológica y de confianza (la amistad o la posición en la sociedad). Causa un enorme daño al menor en su desarrollo sexual y a su familia; y, en el caso de un sacerdote o de un religioso, perjudica gravemente el ministerio y servicio de la iglesia y la confianza en su misión con el consecuente cuestionamiento injusto de la credibilidad de otros sacerdotes. Por ello, no tiene justificación alguna, debe ser tratado como un acto delictual y sancionado”.

DETECCIÓN

Detectar y diagnosticar la pedofilia no es fácil, señala el documento. El uso de auto-reporte, común en psiquiatría y psicología tiene limitaciones importantes dada la connotación social negativa que tiene este trastorno. De hecho, en entrevistas, pueden parecer como individuos normales sin trastornos de salud mental.
La investigación en el área tiene limitaciones importantes dado que se ha estudiado fundamentalmente población penal y muy pocos investigadores han podido acceder a población clínica.
“En pedófilos se han encontrado antecedentes significativos en su historia sexual que son relevantes para detectar esta patología. Se sabe que han tenido algún contacto sexual con un niño con anterioridad, tienen antecedentes de posesión de pornografía infantil y presencia de otras desviaciones sexuales tales como, voyerismo y exhibicionismo entre otras (en tasas mayores a un
50%). Todos estos elementos son indicadores del trastorno. También se han detectado comorbilidades importantes, tales como presencia de otro trastorno psiquiátrico, como por ejemplo trastornos ansiosos, trastornos de personalidad y abusos de sustancias. Cabe destacar, que en el caso de pedófilos el abuso ocurre tanto estando como no estando intoxicado.
Algunos autores señalan que individuos con pedofilia que además cumplan con los criterios de diagnóstico de psicopatía, es más probable que abusen de niños y que presenten conductas más violentas”.
Poco, sin embargo, se conoce sobre las causas de la pedofilia, según el documento por “las dificultades para poder estudiar el fenómeno”, asegurando luego que se trata de una condición mental que “suele darse de manera más frecuente en sujetos que sufrieron algún tipo de abuso cuando niños”.
Estudios con neuroimágenes, por otra parte, muestran alteraciones en el lóbulo frontal, el cual se sabe que cumple rol importante en el control de impulsos de los individuos. Esto es consistente con la manifestación de dificultades en el control de impulsos en esta población. La literatura especializada refiere que las primeras manifestaciones del trastorno se presentan alrededor de la
pubertad pero que la manifestación conductual ocurre durante la adultez.
Otros datos sugieren que tienen dificultades en las relaciones interpersonales, una baja autoestima, reportan una historia de lesión en la cabeza antes de los 13 años, una capacidad cognitiva disminuida y tienen historia de bajo rendimiento académico. Desgraciadamente, lo que sabemos sobre estas personas, está limitado a estudios con población penal y a un número muy limitado de investigaciones con población que se encuentra en hospitales psiquiátricos, lo que constituye una limitación importante de la literatura.
Se sabe también que situaciones de estrés llevan a individuos con pedofilia a abusar de menores, lo cual explicaría por qué la manifestación conductual se daría más adelante en la vida.

TIPOS DE PEDOFILIA

Los tipos de pedofilia se clasifican dependiendo de tres criterios:
  1.  atracción hacia hombres y mujeres o con una preferencia respecto del sexo de los niños;
  2. rango de atracción (sólo incesto o se incluye a otras víctimas); y
  3. si manifiesta atracción hacia personas de otras edades también o exclusivamente niños. Los clínicos describen encontrarse con individuos que han abusado de niños, otros que además mantienen relaciones sexuales con adultos y otros que no han llegado a abusar, pero buscan ayuda dada la vergüenza y ansiedad que les produce tener estos intereses.
Hasta la fecha no existen tratamientos que sean efectivos para eliminar el trastorno, pero se sabe que algunos pueden ayudar a los individuos a controlar su conducta. Existe un rango de tratamientos conductuales con técnicas de condicionamiento aversivo que se orientan a controlar el deseo sexual y atracción hacia niños a través de asociarlos con un estímulo aversivo.
Existen técnicas conductuales cognitivas que están orientadas a prevenir recaídas en el caso de personas que han abusado de niños y tienen como objetivo desarrollar estrategias de manejo conductual. La tasa de efectividad de estas terapias es baja y existen pocos ensayos clínicos que permitan evaluar su efectividad.
Otras alternativas de tratamiento incluyen el uso de fármacos y el uso de castración quirúrgica, ambas con el objetivo de disminuir el deseo sexual. Pero es importante destacar que se considera una condición que no se puede curar y, hasta la fecha, no existe ningún tratamiento disponible que sea efectivo. En general, se sugiere que una combinación de tratamientos cognitivos conductuales con uso de fármacos parece ser una de las estrategias más efectivas para controlar la conducta.
Se sabe que lo más importante es desarrollar programas de prevención con niños que les permita reconocer qué conductas son adecuadas y cuáles no lo son, así como no generar oportunidades para que una persona con pedofilia abuse de un menor.
En el caso de abusos de parte de sacerdotes, se estima que más del 40% de los abusos ocurre en la residencia del párroco y que el riesgo es más alto si el párroco vive solo que si lo hace acompañado por otra persona. Por esta razón, normas que eviten que niños visiten solos a párrocos permiten disminuir el riesgo de manera importante.
RECUADRO 1

Normas para selección de Personal

Toda obra que trabaje con menores deberá seguir el siguiente procedimiento al momento de contratar personal:
Cuando se trata de una institución educacional que va a contratar un funcionario (un profesor, por ejemplo)
a. Solicitar siempre exámenes psicológicos que permitan diagnosticar posibles desórdenes o patologías de tipo psicosexual o de otro tipo y que impliquen una amenaza para los menores.
b. Solicitar referencias por escrito.
c. Todo funcionario nuevo será contratado por un período de tiempo limitado considerado de prueba.
Estas normas varían cuando se trata de conseguir voluntarios para una parroquia, un movimiento apostólico o alguna actividad extra curricular en una institución educacional.
a. Será tarea del párroco, jefe de obra, director de pastoral u otro responsable de la institución/movimiento entrevistar al candidato a un servicio voluntario.
RECUADRO 2
Así se debe denunciar
En caso que una denuncia afecte a un jesuita, se procederá del siguiente modo:
1. Para facilitar el procedimiento de denuncias, las posibles víctimas pueden recurrir a los delegados que el provincial nombra para cada obra y/o pueden hacer llegar la denuncia al
delegado provincial.
2. En el caso de tratarse de establecimientos educacionales, los educadores y otras personas responsables del cuidado de menores tienen la obligación de denunciar los hechos criminales descritos arriba dentro de las veinticuatro horas que siguen al momento en que se conoció el hecho. La obligación opera cuando se ha cometido un hecho criminal en contra de un alumno del establecimiento donde sea que esté o cuando se ha cometido un delito dentro del establecimiento. La denuncia se puede realizar en Carabineros, PDI o el Ministerio Público.
3. Todos los jesuitas tienen la obligación de hacer llegar una denuncia que reciban al delegado provincial y al superior local. Si la denuncia es contra el jefe de obra
o el superior, entonces sólo se avisará al delegado provincial.
4. El provincial nombrará una comisión ad hoc que estudiará la acusación y emitirá un juicio sobre la
verosimilitud de la acusación.
5. El provincial podrá tomar medidas cautelares como juzgar la permanencia del jesuita en su responsabilidad pastoral e informará al P. General y al Obispo del lugar sobre la denuncia.
6. Se cuidarán los derechos y el anonimato tanto del acusado como del denunciante, procurando atención y cuidado para ambos en esta parte preliminar del proceso.
7. El provincial enviará el juicio de la comisión ad hoc al P. General quien indicará cómo continuar.
8. Todo lo anterior no reemplaza en caso alguno las investigaciones que la justicia civil y la propia institución lleven adelante. Siempre ha de quedar claro que la persona que hace la denuncia tiene el derecho de hacer la denuncia a la justicia civil, esto debe serle explicitado al momento que haga la denuncia.
En el caso que la denuncia afecte a algún funcionario o voluntario de la obra o institución, se sugiere el siguiente procedimiento:
1. Presentar las sospechas y/o denuncias al delegado del provincial.
2. La denuncia a la justicia, como se ha
dicho, en el caso de tratarse de una institución educacional debe efectuarse dentro de las veinticuatro horas siguientes al momento en que se tomó conocimiento del hecho. Los funcionarios de un colegio o escuela a cargo del cuidado de menores están obligados a hacer la denuncia.
3. El delegado del provincial determinará cómo proceder, comunicando siempre la situación al director de la obra. Este se lo comunicará al provincial.
4. Si tras la investigación preliminar se verifica cierta verosimilitud de la denuncia, la institución deberá denunciar inmediatamente la situación a las autoridades competentes (Ministerio Público; Carabineros, PDI).

El fantasma de siempre más allá del nuevo beato…

Ex obispo católico canadiense se declara culpable por posesión de pornografía infantil
Un ex obispo católico canadiense de 70 años acusado de importación y posesión de pornografía infantil se declaró culpable el miércoles en Ottawa, informó la cadena de televisión pública Radio-Canada. Raymond Lahey, quien renunció en septiembre de 2009 a su cargo de obispo de la diócesis de Antigonish en Nueva Escocia (este), fue traicionado por el material hallado en su computadora.
Un control detallado permitió descubrir en la memoria de su ordenador personal y en otras unidades de almacenamiento numerosas fotografías de muchachos, algunos de los cuales tendrían entre ocho y 10 años, según estimaciones de la policía.
Poco antes de su detención en el aeropuerto, Lahey había negociado un acuerdo amistoso de 15 millones de dólares en daños e intereses para las víctimas de abusos sexuales cometidos por sacerdotes de su diócesis.
La Iglesia Católica no cubrió sus gastos jurídicos. El ex obispo también enfrenta acusaciones por abusar de un residente de un orfanato a principios de los años 80. El orfanato Mount Cashel en Saint John, Newfoundland (este), cerró en los 90 luego que se revelara que el personal abusó sistemáticamente de unos 300 residentes durante varias décadas.

Primera mujer sacerdote: ¡Se le está complicando la cosa a la Iglesia Romana!

Hecho sin precedentes en Italia
María Vittoria Longhitano, una italiana de 35 años, casada y madre de dos niños, pertenece a la Iglesia vetero-católica

ROMA – Por primera vez en Italia una mujer fue ordenada sacerdote el sábado en una iglesia del centro histórico de Roma, a pocos metros solamente del Vaticano que, pese a una crisis de vocaciones, se niega a que las mujeres tengan acceso al sacerdocio.
El nuevo sacerdote, María Vittoria Longhitano, una italiana de 35 años, casada y madre de dos niños, pertenece a la Iglesia vetero-católica italiana (Chiesa Vetero-Cattolica Italiana), una pequeña congregación que abandonó el catolicismo romano en el siglo XIX para ingresar en la Unión de Utrecht, estrechamente ligada a su vez a la iglesia anglicana.

“Sin las mujeres, el catolicismo, que es sinónimo de universalidad, está como estropeado porque la mitad de la humanidad no participa en la misión de Cristo”, explicó a la prensa María Vittoria Longhitano, quien celebrará el domingo en Milán su primera misa.

El obispo Fritz-Rene Muller, de la Unión de Utrecht (Holanda) la ordenó ante un centenar de personas, durante un oficio de dos horas celebrado en la iglesia anglicana All Saints’ Church cerca de la célebre Plaza de España.

Rito vetero-católico

María Vittoria Longhitano no fue ordenada según el rito anglicano, sino según el de la iglesia vetero-católica.

Según ella, el interés del público y de los medios de comunicación por su ordenación demuestra que “las iglesias cristianas y la iglesia católica romana en Italia disponen de un apoyo popular para aceptar el sacerdocio de las mujeres”.

La Iglesia católica sólo acepta hombres para sacerdotes y obispos, reivindicando la práctica instaurada por Cristo, que escogió sus doce apóstoles entre hombres.

La decisión de la Iglesia anglicana en 1984 de abrir el sacerdocio a mujeres fue un motivo de fricción entre las dos Iglesias, y en julio de 2008 el Vaticano criticó la adopción, por parte de la Iglesia de Inglaterra (anglicana) del principio de la ordenación de mujeres obispos.